Ya deberías saber que en nuestra empresa de suministros industriales en Burgos puedes encontrar una amplia gama de herramientas, tanto manuales como eléctricas. Pues dentro de esta segunda categoría se encuentran los taladros, que pasan por ser una de las herramientas más solicitadas, tanto para uso doméstico de aquellos que les guste el bricolaje y hacer pequeñas reparaciones en el hogar, como de profesionales que se ganan la vida en diferentes ámbitos.

Dada la gran variedad de taladros eléctricos existentes en el mercado, hoy hemos pensado en darte algunos consejos para saber elegir correctamente esta herramienta fundamental en el equipo. Y una de las primeras decisiones es si se quiere un taladro con cable o sin cable.

Es indudable que los taladros sin cable o inalámbricos dan un plus de movilidad y de comodidad de uso, sin depender de que haya enchufes cerca o tener que llevar siempre alargadores. Sin embargo, son menos potentes que los taladros con cable, por lo que solo están recomendados para pequeños trabajos, mientras que los de cable son más indicados para los profesionales, ya que se pueden usar de forma intensiva sin limitación de tiempo, como sí ocurre con los inalámbricos.

En cuanto a la potencia generalizando, lo habitual en la tienda de suministros industriales en Burgos es que tengan entre 500 y 1300 vatios, pero cuanta más potencia tenga, más fácil será perforar los materiales resistentes. Es importante también que el mandril, la parte del taladro en el que poner el accesorio indicado, permita poner distintos accesorios como la broca o el atornillador y sea fácil de manipular, mientras que otros factores a tener en cuenta son la velocidad de rotación, la velocidad de percusión, la luz integrada, empuñadura suplementaria, etc.

¿Necesitas más asesoramiento para decidirte? Cuenta con nuestro equipo de profesionales, ven a Suministros Industriales Viper.